Un amigo mio me ha pedido que le de los 5 o 10 motivos clave por los cuales una PYME debería implementar un sistema de inteligencia de negocio y, durante unos minutos he estado intentando hacer una lista, curiosamente he llegado a la conclusión de que una enumeración de motivos es absurda, es más, solo existe un motivo: La inteligencia de negocio brinda a las empresas la posibilidad de tomar decisiones basadas en hechos reales, objetivos y contrastados y en consecuencia a definir su estrategia y a realizar su seguimiento.

A buen entendedor pocas palabras hacen falta. Tomemos el ejemplo de un coche. ¿A alguien se le ocurriría comprar un coche sin indicador de nivel de gasolina, sin velocímetro o sin el chivato del aceite? La respuesta es obvia, todos sabemos que si no tenemos indicador de gasolina nos podemos quedar tirados en la carretera, que sin velocímetro estamos sujetos a nuestra pobre percepción de la velocidad y por tanto expuestos a accidentes y a recibir a menudo fotografías de los radares de tráfico, que sin el chivato del aceite nos podemos enfrentar a una rotura del motor que nos puede costar un ojo de la cara.
Es curioso, pero la mayoría de las pymes disponen de aplicaciones informáticas de gestión, en muchos casos costosas, que solucionan ampliamente la operativa de la empresa. Circuito de compras, logística, producción, ventas, contabilización, etc. Estas aplicaciones, que por lo general funcionan de manera correcta, almacenan en la base de datos una gran cantidad de información, información muy valiosa que, sin embargo, permanece allí inmóvil, inaccesible, olvidada. Hay una tendencia en muchas empresas, sobre todo en las pequeñas, a pensar que el conocimiento subjetivo del negocio y la intuición son […]